#976 - Un par de bestias descubridoras.

 

 

Una de las películas españolas más vistas de los últimos años ha sido Perfectos desconocidas, dirigida por Álex de la Iglesia. producida por un canal televisivo, su promoción ha ayudado a la promoción, pero también, es la misma cadena que produjo la versión original, la italiana Perfetti sconosciuti que no hemos podido ver y seguramente tardaremos mucho a poder ver, y lo haremos tarde y mal, a menos que alguna plataforma nos la acerque en breve. El éxito de la cinta italiana, consiguiendo el David de Donatello a mejor película, llevo a realizar la producción española, en lugar de estrenar la cinta original. El cine italiano no llega a España, a pesar de existir una comunidad italiana grande en las principales ciudades, y de esta manera se evita el conocimiento de la cultura italiana de una manera agradable como es el cine.

Ahora Santiago Segura también ha decidido tomar la idea de una película que no se ha estrenado en España para hacer su nueva película. Se trata de Una mujer sin filtro, coproducción entre México y Chile y que seguramente nos quedaremos con las ganas de verla también en la gran pantalla. En esta ocasión ni si quiera hacía falta hacer la traducción de la película. Lo mismo, con suerte podremos verla en breve en alguna plataforma. Pero sólo con ver ambos trailers, parece que vista una vista la otra.

Las versiones de películas era algo que durante algunas décadas se había realizado de manera habitual. Era casi una tradición ver que una película francesa de éxito tenía en meses la versión realizada en Hollywood, diciendo que en USA su público no iría a ver una película con subtítulos. De esas épocas era la noticia constante de la realización americana de Mujeres al borde de un ataque de nervios, que de momento sigue pendiente.

Cuantas veces nos encontramos que las películas adaptan novelas, porque faltan ideas para hacer guiones originales. No es cierto, las ideas están, pero no hay la inversión para pagar a guionistas que vayan dando vueltas y vueltas a las historias originales hasta que tengan el formato perfecto para el cine. Es más cómodo adaptar historias ya preparadas por otros o novelas donde los personajes ya están trabajados, las situaciones y la historia, para luego vaciarla con lo esencial y llevarlo a la gran pantalla. Las ideas son las que son, la inversión en el talento es lo que parece que falta, y en cualquier caso existe, porque si de la Iglesia y Segura no fueran buenos cineastas, por bueno que fueran los productos italianos y mexicanos, no hubieran tenido el mismo éxito, sobretodo, de público.

Ahora esperemos, que hay muchas ganas de ver las dos cintas originales en las que se han basado estos dos nuevos éxitos de los bestias del día.


Puedes comentar a través de tu perfil de facebook